Sanimobel cabecera
FCC web

Medio Ambiente


La gestión realizada por el AMB en las playas barcelonesas es premiada por Europa

El Àrea Metropolitana de Barcelona es una de las 17 entidades europeas participantes, y recibirá una subvención de casi 200.000 € para desplegar actividades innovadoras

La gestión realizada por el AMB en las playas barcelonesas es premiada por Europa
205

Acciona Web

El inicio de la temporada de verano coincide con dos importantes reconocimientos de las instituciones europeas en las playas metropolitanas de Barcelona: la elección de la gestión de las dunas de la metrópolis como finalista de los premios New European Bauhaus y la subvención recibida del proyecto europeo Safeguarding Biodiversity. Ambas distinciones tienen como denominador común el cambio de paradigma en la gestión integral de las playas, con un papel cada vez mayor de los ciudadanos como actores fundamentales en la conservación de estos ecosistemas. Este último año, más de 3.000 personas han participado en la regeneración de las dunas y en el descubrimiento de los valores naturales de las playas metropolitanas.

El Àrea Metropolitana de Barcelona es una de las 17 entidades europeas participantes, y recibirá una subvención de casi 200.000 € para desplegar actividades innovadoras basadas en la participación ciudadana, el aprendizaje y la observación. En este sentido, se realizará una radiografía de la biodiversidad en las playas metropolitanas a través de la participación ciudadana.
 
En la presentación de la temporada de playas, Ramon Torra, gerente del AMB, ha pedido al Gobierno central un compromiso firme y urgente para regenerar las playas dañadas por los últimos temporales y un plan estructural para blindar las playas de la metrópolis de Barcelona. Torra lamentó la lentitud y la falta de interlocución del Ministerio para resolver este problema.

 

Novedad de la temporada: impulso de las playas como áreas de entrenamiento

El AMB ha instalado cuatro áreas de entrenamiento deportivo (Castelldefels, El Prat de Llobregat, Badalona y Sant Adrià de Besòs), que se añaden y complementan la oferta lúdica y de ocio de las playas metropolitanas. El objetivo es potenciar las playas como espacios de salud y dotar al espacio público de elementos beneficiosos para la ciudadanía. La inversión en estos nuevos elementos es de unos 160.000€.

Se trata de estructuras con materiales que tienen tres características principales: alta calidad (acero inoxidable y aluminio), resistentes al medio de las playas (salinidad, radiación solar, temporales...); sostenibilidad, con cimentaciones especiales sin hormigón para que tengan bajo impacto ambiental; flexibilidad y adaptabilidad. Se pueden cambiar de sitio para adaptarse a los cambios en las playas derivados de temporales futuros u oleaje, que modifiquen su anchura o topografía.
  
Este verano ya no habrá restricciones debido a la cóvida en el uso de duchas y otros equipamientos. El AMB recuerda que están en funcionamiento el total de los 800 rociadores de las duchas, de los que 400 estaban anulados debido a las limitaciones derivadas de la pandemia.

 

Calidad y salubridad garantizadas en las playas metropolitanas

El equipo de playas, con un equipo de unas 75 personas, llevará a cabo un cribado diario en la franja más cercana al mar, dos cribados a la semana en el resto de la playa y limpieza manual en la franja más cercana a las dunas. En caso de llegada de residuos a las playas derivada de la crecida de los ríos Llobregat y Besòs, se intensificarán el cribado y la limpieza manual.

Además, durante todo el verano y hasta septiembre, se realizarán quincenalmente 390 analíticas de arena de las playas y de las bases de duchas para el control microbiológico, los hongos y las levaduras. Los ciudadanos podrán gozar de 30 kilómetros de playas con alta calidad y salubridad que se distribuyen a lo largo de los 42 kilómetros de litoral. El AMB pone a pleno funcionamiento 1.200 equipamientos y 10.000 m de pasarelas.


205

Noticias relacionadas


EN PORTADA