Sanimobel cabecera
FCC web

Urbanismo


Finaliza una nueva fase de urbanización de la Marina del Prat Vermell, en Sants-Montjuïc

Las obras se han ejecutado a tramos de las calles del Acer, Ascó, Cal Cisó y Motors, han renovado unos 16.500 m2 y han contado con una inversión de unos 8,4 millones de euros

Finaliza una nueva fase de urbanización de la Marina del Prat Vermell, en Sants-Montjuïc
383

El Ayuntamiento ha finalizado los trabajos de urbanización del sector 8 del barrio de la Marina del Prat Vermell, en el distrito de Sants-Montjuïc. Las obras se han ejecutado en las calles del Acer y de Ascó (ambos entre Motors y Arnes), de Cal Cisó (entre Acers y Ascó) y en la de los Motors, que se ha acabado de convertir en avenida con dos viales y un carril bici. Se trata de un paso más en el impulso de la transformación progresiva del tejido industrial y de almacenes del barrio hacia un tejido mixto que fomente la vida vecinal y donde la vivienda, el verde y la actividad económica tendrán un gran protagonismo.

Las calles de Cal Cisó, del Acer y de Ascó miden 20 metros de ancho, con una calzada de seis y aceras asimétricas: una de 5,2 my la otra de 8,8 m. En esta acera más ancha se ha hecho un parterre longitudinal, ya ambos lados de la calle hay árboles como plátanos, tipuanas y aceros.

La calle de los Motors se convierte en una avenida desde la calle de la Metalurgia, en el límite con el término municipal de L'Hospitalet, hasta pasado el paseo de la Zona Franca. Así, se ha dado continuidad a la sección ya construida en el tramo anterior, añadiendo a la calzada antigua (por el lado montaña) una medianera de tres metros, una calzada de nueve y una acera de 15 m por donde transcurre el carril bici bidireccional .

Además de la implantación de los servicios de agua, gas, media y baja tensión, telecomunicaciones, alcantarillado, riego, alumbrado y semáforos, se han añadido las nuevas redes de frío y calor de barrio (Ecoenergies), aguas freáticas y drenaje sostenible . Todos los elementos vegetales y pavimentos filtrantes utilizados forman parte del sistema a implantar en este nuevo barrio de drenaje de aguas pluviales con infiltración en el subsuelo. El agua de lluvia que cae en las aceras es conducida a los parterres, donde se almacena y gestiona antes de filtrarla en el terreno. En cambio, el agua caída en las calzadas se desestima, puesto que se considera demasiado sucia, y es conducida hacia el sistema de colectores unitarios.

La actuación, realizada por el Instituto Municipal de Urbanismo (IMU), ha permitido renovar un total de 16.500 m2 y ha contado con una inversión de unos 8,4 millones de euros.

 

Un barrio en transformación

La finalización de la urbanización de este ámbito es una pieza más en el proceso de dinamización del barrio. En 2019, el Gobierno municipal aprobó un nuevo planeamiento y plan de infraestructuras para desarrollar de forma progresiva, con un plazo de 16 años, un ámbito de 75 hectáreas y convertirlo en un polo de vida vecinal y actividad económica de Barcelona y el área metropolitana.

Se prevé que acoja a unos 28.000 habitantes, equipamientos públicos y 12.000 viviendas, de las cuales 5.160 serán de protección y 1.086, alojamientos dotacionales. El verde será un eje principal del barrio, con un parque central de 2,4 ha y un eje cívico de 720 m paralelo a la calle del Foc. Y el techo destinado a actividad económica permitirá crear entre 8.000 y 11.000 empleos.

En cuanto a la ejecución, el planeamiento delimita 14 sectores a desarrollar mediante planes urbanísticos derivados que concretarán su ordenación. De éstos, cinco ya tienen el planeamiento derivado aprobado y están en fase de gestión urbanística –reparcelación, proyectos de urbanización, etc.–; dos sectores tienen el planeamiento derivado en trámite y un sector se encuentra en fase de estudios previos. A nivel de urbanización, ya se han completado dos sectores (uno es el de las obras terminadas ahora).

Y en cuanto a la vivienda, ha finalizado la construcción de cuatro edificios con 200 viviendas de protección, de las cuales 32 son viviendas públicas de alquiler asequible y otras 32, covivienda en suelo municipal; están en construcción cuatro nuevos edificios con 390 viviendas, entre ellas dos promociones municipales de 180 viviendas en conjunto de alquiler social y asequible; disponen de licencia tres edificios de vivienda para construir 375 viviendas (266 de ellas protegidas) y un edificio terciario; y están en trámite de licencia otros tres edificios con 515 viviendas (161 de ellas, protegidas).

 

Reurbanización de la plaza de Falset

La intervención urbanística en la Marina del Prat Vermell, sin embargo, no se acaba con la urbanización de nuevos sectores sino que persigue también la integración y mejora del barrio existente. En los próximos días comienzan las obras de reurbanización de la plaza de Falset, para mejorar la recogida de aguas de lluvia, limitar el acceso de vehículos privados no autorizados y renovar completamente el alumbrado.

Por un lado, se ampliarán el número de imbornales para garantizar el correcto funcionamiento de la red, así como nuevos pozos de registro, ya que el número de imbornales existentes es insuficiente. Por otro, se renovará completamente el alumbrado público y se sustituirán los puntos de luz colgados de fachada por nuevas columnas. Asimismo, se añadirán nuevos puntos de luz para mejorar la sensación de seguridad y confort.

También se instalará nuevo mobiliario urbano con la doble función de generar nuevos espacios de estancia y al mismo tiempo limitar el acceso de vehículos no autorizados a la plaza. Así pues, se instalarán bancos en el perímetro de la zona central de la plaza y en los accesos de las calles de Arnes, Pontils, Ulldecona y Cisquer. Se dejará un acceso para vehículos de emergencias desde la calle Sovelles, mediante pilones desmontables.

Otros aspectos incorporados son el de la renovación del pavimento. El existente de piezas de hormigón se sustituirá por uno aglomerado asfáltico en todo el ámbito, con la excepción del pavimento de la zona central, el cual se encuentra en buen estado de conservación y no se sustituirá. En el límite con los edificios se ejecutará un encintado con adoquín de hormigón. Los trabajos tendrán una duración prevista de seis meses y una inversión de 1,48 millones de euros.


383

Noticias relacionadas


EN PORTADA