Sanimobel cabecera
FCC web

Urbanismo


El proyecto de remodelación de La Rambla barcelonesa arranca en octubre

Las obras, que comenzarán el 3 de octubre y se prevé que duren 18 meses, convertirán la zona en un paseo más confortable, verde, amable y cultural, con más espacio peatonal y mejor ordenación territorial

El proyecto de remodelación de La Rambla barcelonesa arranca en octubre
116

Barcelona asiste a la transformación de La Rambla, que empezará el 3 de octubre con las obras en el primero de los cinco tramos previstos entre el monumento a Colón y Santa Madrona. La intervención, en la que se invertirán cerca de 10 millones de euros y que se prevé que dure 18 meses, convertirá la zona en un paseo más confortable, verde, amable y cultural, con más espacio para los peatones y con una mejor ordenación de los usos.

En este primer tramo, La Rambla experimentará un cambio muy importante, que modificará el trazado de la avenida de las Drassanes para mejorar la conexión con el litoral y alargará el paseo con un nuevo espacio urbano de llegada al frente de mar. Se creará, así, una plaza con arbolado pensada para incentivar los usos sociales y renovar el encuentro entre el paseo, las Drassanes y Colón.

 

 

Además, se harán las siguientes mejoras:

  • El pavimento se renovará, eliminando el asfalto, con diferentes formatos de piedra natural (granito y pórfido), que cubrirán todo el espacio del eje unificando el suelo de fachada a fachada

  • La zona se llenará de árboles, hasta un centenar de ejemplares (21 de los cuales serán nuevos), con alcorques que serán más anchos y con mejoras en el subsuelo

  • Se instalarán más de cien bancos para generar espacios de estancia

  • El alumbrado se unificará con un único diseño más simple y funcional

  • Se incorporarán pilones de seguridad, a petición de la Junta Local de Seguridad

Con respecto a la circulación, se aplicará el modelo previsto para toda la remodelación: un solo carril por lado, para bicicletas y autobuses, distribución urbana de mercancías, vehículos de servicios y acceso a los aparcamientos, restringido al tráfico vecinal, tal como sucede actualmente en sentido ascendente.

 

Desarrollo de las obras

Las obras se ejecutarán por fases, para no ocupar simultáneamente los dos lados de La Rambla. De hecho, cuando se actúe en los viales de subida y bajada se hará por mitades, de manera que siempre quedarán garantizados los accesos y el paso del tráfico vecinal, servicios, bicicletas y vehículos de emergencia, y también los desplazamientos a pie. También se podrá acceder a los vados y aparcamientos en todo momento, y no habrá ninguna alteración del transporte público.

 

 

Mientras duren las obras de la primera fase, el Distrito de Ciutat Vella ha acordado que la decena de estatuas humanas que desarrollan su actividad en este espacio se sitúen en el tramo inmediatamente superior al que queda afectado por los trabajos. También se resituará el quiosco que queda afectado por esta parte de la obra, que se recolocará temporalmente en el mismo espacio. Ambas actividades volverán al espacio reformado cuando se terminen las obras.

Y una vez acabada la última fase, se renovará el pavimento del espacio rodado de la rotonda del monumento a Colón. Se realizará en el momento idóneo para que suponga el mínimo impacto posible en la circulación de la zona.


116

Noticias relacionadas


EN PORTADA