Sanimobel cabecera
FCC web

Medio Ambiente


El Camp de Tarragona aumenta un 6% las tasas de recogida selectiva de residuos

La recogida selectiva en las comarcas del Camp de Tarragona se sitúa en 2018 en un 38%, un porcentaje más de tres puntos inferior a la media catalana, que es de casi 42%

El Camp de Tarragona aumenta un 6% las tasas de recogida selectiva de residuos
100

El director de la Agencia de Residuos de Cataluña (ARC), Josep Maria Tost, acompañado de la directora de los servicios territoriales del Departamento de Territorio y Sostenibilidad en Tarragona, Trini Castro, presentó la pasada semana los datos de generación, separación y tratamiento de los residuos municipales en el Camp de Tarragona y las Tierras del Ebro correspondientes al año 2018. 

Tost ha explicado que, en el conjunto del Camp de Tarragona -Alto Camp, Baix Camp, Baix Penedès, Conca de Barberà, Priorat y Tarragonès- , la recogida selectiva se ha incrementado un 6,3% y es actualmente del 38,19%, cifra inferior a la media de Cataluña (41,76%) y lejos aún de lo que establece la Comisión Europea a los Estados miembros para el año 2020, que es que alcancen un objetivo de reciclaje del 50%. 

En la demarcación de las Tierras del Ebro -Bajo Ebre, Montsià, Ribera d'Ebre y Terra Alta-, en cambio, la cifra se ha estabilizado, e incluso ha disminuido un poco, concretamente un 0,9% . Según los últimos datos, la selectiva es del 45,78%, cuando el año anterior había sido del 45,82%. En comparación con el Camp de Tarragona, esta cifra es superior, y también lo es en relación con la media de Cataluña.

 

Más selectiva al norte del Camp

En el Camp, la comarca que hace más recogida selectiva es el Priorat (59,50%) y, la que menos, el Baix Penedès (34,71%). Al norte -Priorat, Conca de Barberà y Alt Camp-, más rural y con modelos individualizados de recogida selectiva, las cifras de recogida selectiva son más elevadas que en el resto. Las tres comarcas superan la media catalana de recogida selectiva. En el caso del Priorat, 15 municipios recogen la basura puerta a puerta y, en el Alt Camp, son 13. En la Conca de Barberà las pruebas piloto de modelos individualizados de recogida -lleva a puerta en Montblanc y contenedores cerrados en Rocafort de Queralt- se implantaron con éxito y el año 2020 se prevén extender, de forma gradual, en el resto de municipios, lo que hace prever buenos resultados el próximo año.

Reus y Tarragona, municipios de más de 60.000 habitantes, tienen una recogida selectiva que debe mejorar (29,86% y 32,52% respectivamente). Un incremento de recogida selectiva en los municipios de mayor población daría un empuje al conjunto de la demarcación, ya que es donde se generan más residuos, en valores absolutos de toneladas.

En cuanto a la fracción orgánica, una parte clave de los residuos domésticos, ya que representa en promedio cerca del 40% de los residuos de un hogar, la comarca que recoge más selectivamente es el Priorat con 176 kg/hab./Año y , la que menos, Baix Penedès, con 41 kg/hab./año. La media catalana de recogida selectiva de fracción orgánica es un 53,7%.

 

Las Tierras del Ebro, estabilizadas

En las Tierras del Ebro hay tres comarcas que superan la media catalana de recogida selectiva. Son la Terra Alta (55,14%), el Montsià (51,27%) y la Ribera de Ebro (49,59%). La Terra Alta es, pues, la comarca con más recogida selectiva de la demarcación. Toda la comarca, el conjunto de sus 12 municipios, hace recogida puerta a puerta, un modelo que se puede decir que es eficiente. Las localidades con este modelo de recogida en Cataluña tienen una media de recogida selectiva del 61,23% y los que no, del 35,68%. El Baix Ebre es la comarca que está a la cola de la demarcación con un 39,37% de recogida selectiva, y la ha disminuida respecto al año 2017 (40,30%).

En general, aunque hay municipios con buenos índices de recogida selectiva hay que, por el contrario, obtienen unos resultados mejorables. Algunos de los que deberían hacer esfuerzos son Tortosa, en el Baix Ebre (27,02%);Tivissa, en la Ribera de Ebro (37,38%); Deltebre, en el Baix Ebre (39,14%); Mora de Ebro, en la Ribera de Ebro (41,62%); y Horta de San Juan, en la Terra Alta (42,06%).

La Comisión Europea ha establecido objetivos de reciclado ambiciosos para los próximos años que los Estados miembros deben cumplir. Año 2020, objetivo de reciclaje del 50%, en 2025, 55% de reciclaje, 2030, 60% de reciclaje y 2035, 65%. Si estos objetivos no se alcanzan se sancionarán los países miembros. Dado que la recogida selectiva es una competencia municipal, si hubiera sanciones, las comunidades autónomas las derivarían los municipios.

 

Aumenta la generación de residuos

En el Camp de Tarragona, en el año 2018 se generaron 372.000 toneladas de residuos municipales, un 3,1% más que en el ejercicio de 2017. La generación per cápita se situó así en 1,65 kg/hab./día, incrementándose respecto al año 2017 (1,61 kg/hab./día). La comarca que generó más residuos per cápita fue el Baix Penedès (679,21 kg/hab./Año).

Todas las comarcas del Campo, excepto el Alt Camp -con 513 kg/hab./Año-, generaron más residuos que la media catalana.  

En las Tierras del Ebro se generaron 90.000 toneladas de residuos municipales, un 1% más que el ejercicio de 2017. La generación per cápita se situó en 1,39 kg/hab./día, incrementándose respecto el año 2017 (1,36 kg/hab./día).

La comarca que generó más residuos per cápita fue el Bajo Ebro (533 kg/hab./Año). Es la única que generó más residuos que la media de Cataluña (523,36 kg/hab./Año). La que generó menos fue la Terra Alta (363,01 kg/hab./Año).

 

Cómo mejorar la recogida selectiva

Para incrementar los resultados de recogida selectiva es imprescindible que los municipios elaboren planes locales de análisis de la recogida selectiva para determinar cómo pueden incrementar los resultados. Una solución puede ser cambiar de modelo de recogida -los modelos individualizados corresponsabilizan en mayor grado la ciudadanía y permiten aplicar una "tasa justa", y quien hace bien la recogida selectiva paga menos por la gestión de sus residuos y viceversa.

Es necesario que los entes locales elaboren también planes específicos de recogida selectiva dirigidos a los grandes productores de residuos del municipio (hoteles, restaurantes, campings, etc.), que pueden ser grandes generadores.

La fracción orgánica es clave para mejorar la recogida selectiva en los municipios. No puede haber buenos resultados sin una buena recogida de esta fracción. La orgánica representa en peso casi el 40% de los residuos de un hogar cualquiera, más que los envases, el vidrio o el papel y cartón.

 

La futura Ley de Residuos

En paralelo a la presentación de los datos, la ARC celebra estos días sesiones territoriales para trabajar en el Anteproyecto de la nueva ley de residuos y de uso eficiente de los recursos, que debe permitir alinear las políticas que Cataluña deberá emprender en los próximos años con las establecidas por la Unión Europea en materia de economía circular y contribuir a la lucha contra el cambio climático.

Al mismo tiempo, la nueva legislación deberá suponer una revisión de las estrategias de prevención y gestión de todos los residuos, así como de los aspectos competenciales y de responsabilidad en materia de residuos y de recursos, a fin de integrar y coordinar estos ámbitos. Además, deberá servir para reforzar los instrumentos asociados a la gestión de residuos, como la fiscalidad y los mecanismos de responsabilidad ampliada del productor, y habilitar otros nuevos, en su caso: también, para ampliar las medidas de optimización administrativa y de transparencia en la gestión.

Puede consultar el detalle de la recogida de los residuos municipales del año 2018 para todas las comarcas y municipios al web de la Agencia de Residuos de Cataluña .


100

Noticias relacionadas


EN PORTADA


Este sitio utiliza cookies y tecnologías similares. Si no cambia la configuración del navegador, usted está de acuerdo con nuestra política de cookies.