Sanimobel cabecera
FCC web

Medio Ambiente


Contenedores Molok de reciclaje para áreas recreativas de la Comunidad de Madrid

Contenedores Molok de reciclaje para áreas recreativas de la Comunidad de Madrid
149

Acciona Web

La Comunidad de Madrid tiene una extensión de 8.028 km² y dispone de una naturaleza que alberga cimas de montañas que superan los 2000 metros de altitud, dehesas de encinas, llanuras bajas, campiñas, páramos y vegas.

Un entorno de belleza espectacular que supone el destino ideal para aquellos con ganas de ocio y disfrute. Teniendo en cuenta que la región es hogar de más de 6 millones de personas, los responsables de medioambiente de la Comunidad de Madrid, encargados de gestionar las zonas recreativas, han analizado soluciones para mantener estos espacios limpios. Esta es una tarea costosa que siempre debe contar con la colaboración ciudadana.

Un servicio básico es proporcionar a los usuarios la posibilidad de depositar los residuos en algún lugar a lo largo de los paseos y especialmente en las zonas de acceso, aparcamientos y merenderos. Desde hace muchos años contenedores de residuo estaban disponibles en más de cien emplazamientos en toda la comunidad. Estos contenedores metálicos eran ya muy antiguos y ni eran agradables a la vista ni cómodos de usar. Debido a las grandes distancias a recorrer por los camiones de recogidas, su vaciado también suponía un coste importante.

 

Contenedor-Existente

Ejemplo de contenedor existente antes de acometer este proyecto

 

Entre los meses de diciembre de 2018 y febrero de 2019 se instalaron un total de 155 contenedores de modelo MolokClassic 3m3 de 3000 litros de capacidad, 95 de ellos para residuo mixto y 60 para envases.

 

Madrid1Ejemplo de isla Molok instalada para dos fracciones: resto y envases

 

 

Principales motivos para elegir Molok:

 

1) Capacidad 

El uso de los contenedores de basura de las zonas recreativas, igual que ocurre en todas las zonas con alta temporalidad, varía enormemente dependiendo del día de la semana y del mes del año. No es difícil imaginar la diferencia de cantidad de basura depositada en los contenedores situados, por ejemplo, en las Presillas de Rascafría un día laborable de noviembre o un sábado de julio. Esta variación dificulta la recogida de basuras a la hora de planificar la frecuencia de vaciado de los contenedores. Molok es la solución perfecta debido a su gran capacidad de almacenaje que garantiza que no haya desbordamientos. 

 

 2) Efecto fresquera 

Mencionamos mucha capacidad, pero ¿Qué ocurre en las épocas que apenas hay visitantes en estas zonas? ¿Hay que precintar los contenedores? Con Molok no es necesario. La poca basura que se deposita dentro de ellos se puede quedar en el contenedor mucho tiempo sin causar problemas de olor al estar instalados a una profundidad de 1,5 metros y al no ser metálico el cuerpo del contenedor. Esto evita que se transmita el calor desde la superficie hacia el fondo. El residuo se mantiene fresco y se minimizan los olores.

 

3) Estanqueidad 

El vaso principal de los contenedores Molok es completamente estanco evitando filtraciones al subsuelo. Además, la tapa superior evita el acceso de animales. Ambas características son de gran importancia en cualquier emplazamiento, sobretodo en espacios naturales.

 

4) Nuevas tecnologías

La Comunidad de Madrid ha optado por instalar contenedores Molok con sensores de llenado que dan un aviso a la empresa de servicios cuando el contenedor esta al 70% de su capacidad. De esta forma se evita recorrer muchos kilómetros para recoger contenedores prácticamente vacíos. El uso de sensores volumétricos en contenedores es especialmente interesante en zonas de dispersión con puntos de aporte distribuidos en áreas extensas.

 

Contenedores-antes-instalacion
Contenedores Molok antes de ser instalados


149

Noticias relacionadas


EN PORTADA


Este sitio utiliza cookies y tecnologías similares. Si no cambia la configuración del navegador, usted está de acuerdo con nuestra política de cookies.